La caída del cabello en la gestación.

Nuestra materia hoy pretende responder a la siguiente pregunta: “caída de cabello en la gestación es normal”? Muchas mujeres saben que, durante el embarazo, la piel cambia, el pelo cambia… En fin, todo se cambia. Un montón de cambios ocurre en el cuerpo femenino durante la gestación y, consecuentemente, no podría dejar de traer impactos para el cabello, ¿verdad?

Para la mayoría de las mujeres, los cambios hormonales del embarazo dejan el pelo con una apariencia más fuerte y sana. ¡Esto es normalmente notable y verídico para la mayoría de las mujeres!

Es fácil de entender:

Los cabellos tienen fases. En total son 3: fase anágena (de crecimiento del pelo); fase catágena (intermedia) y fase telógena (reposo / caída). Durante el embarazo, algunas hormonas actúan en los folículos pilosos estimulándolos casi exclusivamente en la fase anágena del cabello. Es decir, a lo largo del embarazo, nuestros cabellos se quedan todo el período en la fase de crecimiento, con amplia irrigación. Durante ese tiempo, el metabolismo de la raíz es bastante activo y garantiza la rápida división de las células capilares: un nuevo cabello se forma y crece con rapidez.

De esta forma, a lo largo de la gestación es común que los cabellos queden vistosos, con brillo, más llenos y muy sanos. Por lo tanto, es verdad que el cabello se ve mejor durante el embarazo.

Sin embargo, oímos muchas quejas sobre caída capilar después del parto y, lamentablemente, ¡tenemos el deber de confirmar más esta verdad!

Así como durante el embarazo las hormonas gestacionales intensifican la duración de la fase anágena, después del parto, los cabellos continúan su ciclo pasando por las demás fases naturales del pelo: catágena y telógena. Esta última fase dura cerca de 3 meses, pues primero el cabello reposa – dejando de ser irrigado por el folículo – y luego se debilita y se suelta, o sea, cae.

Por eso, la caída del cabello en el posparto, debido a la caída hormonal, es un problema normal y común que afecta a muchas mujeres. Este problema surge alrededor de los 3 meses después del nacimiento del bebé, justamente el tiempo promedio necesario para todo aquel pelo nuevo y fuerte que surgió durante la gestación venga a caer en el posparto.

¡Si usted está pasando por la caída del cabello después del parto, no se desespere! La mayoría de las mujeres que están amamantando pasan por este problema, que es el resultado de grandes oscilaciones hormonales que ocurren en el cuerpo. Con el tiempo (alrededor de 4 a 6 meses), todo se normaliza y el cabello vuelve a vivir sus 3 fases a la velocidad natural.

Respondiendo, por fin, a nuestro cuestionamiento inicial: es mucho más común que el cabello caiga unos meses después de que el bebé nazca que durante la gestación. ¡Si usted ya ha pasado por alguna gestación, cuéntanos para nosotros cómo fue su experiencia!

Sobre o Autor

Nenhum Comentário

Você pode postar o primeiro comentário de resposta.

Deixe um comentário

Digite seu nome. Por favor insira um endereço de e-mail válido. Por favor, digite uma mensagem.